Amanecer

AMANECER

El lúgubre resplandor de la noche,
resbala frío sobre sus cuerpos.
El alba calla los sonidos efímeros
del nocturno anhelo.
Cae la lluvia,
el campo es agua.
El agua se escarcha,
el agua es piedra,
petrificada la naturaleza,
duerme un sueño,
sin párpados,
sin dueños.
Poco a poco,
un trémulo haz de luz se cuela,
recorre en espiral
todos y cada uno de los contornos.
Ha muerto la noche,
lleva consigo un funeral de estrellas…

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s