Esperar…

Lo peor es esperar,
esperar todo
y saber que esperás nada.

Lo peor siempre es esperar,
y saber que lo único
que estás esperando
es la espera,
y que el llegar
nunca llega.

Lo peor es que por la sangre,
te fluya la espera,
y que tus pies
sin consultarlo,
decidan esperar
en lugar de caminar,
y que tus ojos
se despierten
esperando cerrarse,
y se duerman
esperando abrirse.

Lo peor, es sin duda,
cuando la espera se asume
y te convertís
en un “ente esperante”
en un ser
pegado a un banco de plaza,
en una espera,
que tiene la esperanza
de que alguien

alguna vez,
espere por ella.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s