Vivir para siempre. (James George Frazer)

“Otro relato, recogido cerca de Oldengurg, en el Ducado de Holstein, trata de una dama que comía y bebía alegremente y tenía cuanto puede anhelar el corazón, y que deseó vivir para siempre. En los primeros cien años todo fue bien, pero después empezó a encogerse y arrugarse, hasta que no pudo andar, ni estar de pie, ni comer, ni beber. Pero tampoco podía morir. Al principio la alimentaban como si fuera una niñita, pero llegó a ser tan diminuta que la metieron en una botella de vidrio y la colgaron en una iglesia. Todavía está allí, en la iglesia de Santa María, en Lübeck. Es del tamaño de una rata y una vez al año se mueve”.

………………………………………………………….

Uno a veces cree que el tiempo no alcanza y si pudiera creo que más de uno se tentaría con la inmortalidad….hay que pensarlo, y bastante…

Anuncios

7 comentarios en “Vivir para siempre. (James George Frazer)

  1. hmmmm… que sí, hay que pensarlo…. hmmmmmm

    quizá el problema está en que perdemos tiempo en hacer cosas que no queremos… quizá… o quizá que no podemos soportar que la vida se termine sin explicación….

    hmmmm

    Me gusta

  2. Ya lo había leído y cada vez que lo hago me impresiona enormemente…
    Por momentos creo que uno puede tentarse con la inmortalidad pero creo que lo que en realidad hace tan interesante la vida y tan intenso el vivir es la finitud…

    saluditos

    Me gusta

  3. Mira tú que yo creo que lo mortal, lo finito, lo contingente, es de una amplitud inmensa: es que ni siquiera una sola vida alcanza para abarcar TODa la vida.
    Vivir y pensar de este modo es tener la idea de que todo acaba, pero para volver a empezar.

    abrazo!

    Me gusta

  4. Gracias por todos los comentarios, parece que el tema anda en la cabeza de todos de alguna u otra forma ¿no?….
    El cuento me pareció super bueno, acertado, ocurrente y concreto, me alegro que les haya gustado….

    Me gusta

  5. No conocía el cuento y ¡¡¡¡me encanta la historia!!!! Felicito a Malvisto por su comentario sagaz y sabio. También lo pienso pero no podría haberlo expresado mejor…
    Así que colgada en una botellita, como una ratita… habría que hacer algo “por” esa señora… quizás el gato de Sonámbula sea la clave de la finitud de la eternidad de la anciana (vaya trabalenguas).

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s